La educación financiera debería de aprenderse en las escuelas, pues es fundamental para la vida. Por desgracia no lo hacemos y nos educan nuestros padres o familiares, los cuáles fueron enseñados por sus padres y así sucesivamente. El problema está en que si los propios padres no tienen una base, es poco lo que transmitirán a las siguientes generaciones.

En este post, les mostraré cuatro reglas básicas de las finanzas personales.

Regla número uno: Nunca gastes más de lo que ganas, independientemente de lo que ganes. Así evitarás problemas en un futuro.

Regla número dos: Ahorra todo lo posible para mejorar tu situación económica en el futuro.

Regla número tres: Transforma tus ahorros en inversiones para generar beneficios.

Regla número cuatro: No dejes de aumentar tus ingresos, repite todos los pasos anteriores una y otra vez.

Como podrán comprobar, son reglas muy sencillas pero muy útiles y a veces las ignoramos.

Como consejo podrían anotar en un papel todos los ingresos que tengan y todos los gastos. Así podrán comprobar si gastan más de lo que tienen, los gastos-ingresos están equilibrados o si podrán tener suficientes ingresos como para ahorrar.

¿Tienen ustedes sus propias reglas para las finanzas personales?